10th birthday

In 2014, the Journal of Medicine and Movies celebrates its first 10 years of life..

The Drafting Committee wants to thank all those who have made this project possible your enthusiasm and effort making this a consolidated reality, not only over time but also in the high quality achieved and in the versatility that the web site supports.

We would like to encourage you teachers, investigators and students, to keep on collaborating with us. We hope that this 10th birthday will be the beginning of a new stage in which the efforts that you put into the Journal of Medicine and Movies, in order to ensure that it remains a useful tool to channel your teaching and research experiences, will be rewarded.

J.E. García Sánchez y E. García Sánchez

Journal of medicine and movies

Olaia Cores Calvo

Departamento de Microbiología del Hospital Universitario de Salamanca (España)

Correspondencia: Olaia Cores Calvo. Jerónimo Münzer 67, 2ºA. 37007. Salamanca (España).

e-mail: This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.

Recibido el 30 de julio de 2008; modificado el 30 de octubre de 2009; aceptado el 16 de noviembre de 2009


Resumen

Yesterday es una película que transmite una gran fuerza espiritual, en contraste con los imponentes paisajes sudafricanos que rodean las duras condiciones de vida de sus habitantes. La realidad social que viven los sudafricanos ha sido plasmada en esta película de la mano del director y guionista Darrell James Roodt cuyo punto de vista occidental gira en torno a la crítica y a la conciencia social. En esta entrega, el director refleja, fehacientemente, las dificultades a las que se enfrentan las mujeres sudafricanas representadas en el personaje de Yesterday, madre de Beauty. La película se desarrolla en el ambiente rural donde las mujeres asumen los roles de madre y padre, ya que la gran mayoría de adultos jóvenes emigra hacia los núcleos urbanos (en el caso de la película, el marido de Yesterday se va a trabajar a Johannesburgo) en busca de mejores oportunidades laborales que permitan asegurar el sustento familiar. En este contexto, Darrell James realza las características sociales, económicas y religiosas propias de la sociedad africana, para que el espectador comprenda qué factores inciden en el desarrollo de la enfermedad por VIH en los países del Tercer Mundo.

La sociedad en la que se desarrolla la película es una sociedad estigmatizada por el virus del VIH como consecuencia de la gran lacra social que se deriva de esta enfermedad, en la que 33 millones de personas viven con el VIH en todo el mundo y, al año, supone la muerte de dos millones siendo la población sudafricana una de las más afectadas por este virus.

Palabras clave: África, SIDA, enfermedad estigmatizante, recursos sanitarios.


Ficha Técnica

Título: Yesterday

Título original: Yesterday

País: Sudáfrica

Año: 2004

Director: Darrell James Roodt

Música: Madale Kunene

Fotografía: Michael Brierley

Montaje: Avril Beukes

Guión: Darrell James Roodt

Intérpretes: Leleti Khumalo, Lihle Mvelase, Kenneth Kambule, Harriet Lehabe y Camilla Walker.

Color: Color

Duración: 96 minutos

Género: Drama

Productora: Videovision Entertainment

Sinopsis: Yesterday vive en Rooihoek, un pequeño pueblo de Zululandia, en Sudáfrica. Debe hacer frente a las dificultades de un día a día precario, sola. Educa con coraje y alegría a su hija de 7 años, Beauty, mientras su marido trabaja como minero en Johannesburgo. El frágil equilibrio de la vida de Yesterday se ve amenazado cuando le diagnostican SIDA. A partir de ese momento, solo tendrá una preocupación: asegurar un futuro digno para su hija.

Premios: Nominada al Oscar a la Mejor Película Extranjera de 2004 (2005). Premio EIUC (“European Inter-University Center for Human Rights and Democratization”) en el Festival de Cine de Venecia de 2004.

http://www.imdb.es/title/tt0419279

http://www.yesterdaythemovie.co.za

Yesterday(2004) de Darrell James Roodt narra una historia dura y llena de realismo en la Sudáfrica contemporánea, en las duras tierras de este país (foto 1), diez años después de la llegada de la democracia a ese país. Es la primera película internacional hecha en el idioma zulú. Es fue financiada por la Fundación Nelson Mandela con la finalidad de mostrar la realidad de un país sobrepasado por la cantidad de infectados por el VIH y la escasez de recursos.

Sudáfrica, es una de las regiones del mundo más golpeadas por el VIH/SIDA. Al igual que en gran parte del África subsahariana, la cara del SIDA es mayormente una cara femenina. Las mujeres tienen una probabilidad tres veces mayor de infectarse que los hombres. El estigma y el tabú hacen que muchos sudafricanos no quieran ni siquiera mencionar al SIDA, y menos hacerse las pruebas de VIH o buscar tratamiento (foto 2).


La película

Es verano en Zululandia, Sudáfrica. Yesterday (Leleti Khumalo), una mujer de treinta años, y su hija de siete años de edad, Beauty (Lihle Mvelase) van de camino a la clínica en la aldea de Kromdraai porque Yesterday tiene una tos persistente.

En el camino conocen a dos profesoras que llevan dos años buscando trabajo y Yesterday les dice que quizás en su pueblo, Rooihoek, haya trabajo, pero que tienen dos horas de caminata hasta llegar allí. Al llegar a la clínica ven una larga cola. Después de esperar todo el día bajo un sol abrasador, no consiguen ser atendidas por lo que regresan a casa.

El martes, Yesterday y Beauty van de nuevo a la clínica en Kromdraai. A pesar de llegar mucho antes, es demasiado tarde para ver al médico. En el camino de regreso se encuentran con una de las dos profesoras (Mmoni Moabi), y les dice que su amiga consiguió trabajo en Rooihoek.

A la mañana siguiente, cuando Beauty vuelve a la cabaña, ve a Yesterday desplomada en el suelo. Histérica, Beauty sale corriendo en busca de ayuda.

Debido al desvanecimiento sufrido, Yesterday va a ver al Sangoma, el curandero tradicional. El Sangoma le dice a Beauty que ella no será capaz de ayudar a su madre a menos que ésta se libere de su ira. Yesterday le dice que no está enojada.

La maestra, preocupada por Yesterday, sugiere coger un taxi para ir a la clínica. Yesterday considera un desperdicio de dinero el ir en taxi por lo que prefiere ir a pie. Al amanecer, la maestra despierta a Yesterday e insiste en que coja el taxi, diciéndole que ya está pagado y que no se preocupe por Beauty ya que ella se hará cargo.

Yesterday, al fin, ve al médico (Camilla Walker), una mujer blanca que habla zulú. El médico, tras explorarla, le pide su consentimiento escrito para una prueba de sangre pero Yesterday le dice que no sabe leer ni escribir. El médico renuncia a la forma y le realiza la toma de sangre. Tras muchas preguntas inquietantes personales realizadas por el médico, como la de si ha tenido relaciones sexuales con alguien además de su marido, si usa preservativos… Yesterday la mira con desesperación. Se ha dado cuenta de que acaba de recibir, de forma implícita, un diagnóstico de SIDA. El médico le dice que debe contactar con su marido para que también se haga la prueba.

Tras un intento infructuososo de hablar con su marido por teléfono, se va a la mina de oro que está en Johannesburgo en donde trabaja su marido John (Kenneth Kambule). John, después de que ella le explica el propósito de su visita, monta en cólera y le propina golpes y patadas sin piedad.

Durante el largo viaje de vuelta a Rooihoek, Yesterday, llorando, recuerda los momentos felices de su matrimonio (foto 3).

Llega el invierno. Yesterday todavía parece relativamente sana y se dedica a las tareas cotidianas con normalidad. Al regresar a casa, se encuentra a su marido John muy deteriorado.

Esa noche, John, le dice que, al principio, no quería creerla pero que, al final, la enfermedad le impidió continuar trabajando. Arrepentido y avergonzado, rompe a llorar y Yesterday, al verlo, lo consuela (foto 4).

En el pozo, las mujeres de la aldea cuchichean sobre el marido de Yesterday, preguntándose por qué no ha salido de su casa desde su llegada y si estará enfermo.

Cuando Yesterday regresa a la clínica, el médico queda impresionado al verla tan saludable. Yesterday le dice que su fortaleza se debe a que quiere ver a su hija ir a la escuela antes de morir.

La maestra le comenta a Yesterday que todo el pueblo va diciendo que su marido tiene SIDA. Yesterday le dice que es verdad, que ella también está enferma y le comenta el caso de una mujer de otro pueblo que fue apedreada por sus vecinos hasta morir por tener el virus.

Yesterday va al hospital de Tugela Ferry para ver si pueden atender a John. A pesar de ser mucho más grande que la clínica, no llegan las camas para contener la gran cantidad de pacientes con SIDA.

Un grupo de vecinos, encabezados por el Sangoma, se van a la cabaña de Yesterday. Al llegar, el Sangoma le dice que su ira es la causa de la enfermedad, pero Yesterday le repite que no está enojada.

Decidida a solucionar el problema, Yesterday inicia una recolección de basura y chatarra para construir una nueva casa en un campo vacío donde poder cuidar al marido (foto 5). Lamentablemente, los esfuerzos de Yesterday acaban pronto ya que John muere poco después de la mudanza.

Es verano otra vez y la enfermedad está comenzando a hacer mella en Yesterday. La maestra le dice que cuando ella no esté, cuidará de Beauty como si fuese su hija.

En casa, Yesterday le regala a su hija el traje que usará en su primer día de escuela. Por la mañana, Beauty va al colegio con el uniforme nuevo y sonríe feliz a su madre. Yesterday la mira sonriendo con orgullo. Se aleja de la escuela por un camino largo y polvoriento, hasta convertirse en una pequeña figura en la distancia.


La educación como pilar básico en la sociedad

La educación no es una prioridad en las políticas de los países más desfavorecidos y, la falta de presupuesto, a menudo exacerba el problema. Incluso a la hora de prestar ayuda humanitaria, este no es uno de los temas primordiales de las ONG`s. Esto aparece reflejado en la película, cuando Yesterday, en la clínica, no puede firmar el consentimiento para realizarse la prueba de VIH porque no sabe leer ni escribir (foto 6). También es mostrado en la película en el momento en que la maestra intenta explicar a las mujeres del pueblo que el VIH de John no representa un problema para ellas, pero ellas, debido al desconocimiento, no la creen

Aunque en Sudáfrica, hoy por hoy, la tasa de escolarización es muy elevada, rondando el 88% tanto en hombres como en mujeres, la tasa de asistencia a la escuela primaria neta desciende hasta el 80% y la tasa de permanencia hasta el último grado de la primaria desciende hasta el 77% 1,2. A esto hay que sumarle la masificación en las escuelas, provocando una muy baja calidad de la educación debido a la escasez de recursos. Todo ello provoca que el rendimiento en Sudáfrica sea más bajo que el de otros países más pobres en África. Como Sudáfrica reconoce cada vez más que ha favorecido el acceso más que el desarrollo cognitivo en el pasado, y que esta tendencia está extendida en todo el sistema, está intentando reajustar este desequilibrio, especialmente a favor de la mayoría africana3.

La educación puede desempeñar un papel importante y mitigar la fragilidad de los estados promoviendo la reintegración y la reconstrucción económica y social. Así, en la película, la mayor prioridad de Yesterday es ver a su hija el primer día de clases antes de morir, ya que es consciente de la importancia de la educación para el desarrollo personal y profesional de su hija cuando ella no esté (foto 7).


Cultura y religión

Aún a pesar de que la gran mayoría de los sudafricanos son cristianos, existen otras religiones minoritarias como son las religiones tradicionales africanas, el islamismo, el hinduismo y el judaísmo, que están presentes, en mayor o menor medida, en la cultura de sus gentes. El sincretismo religioso que predomina en las áreas urbanas de Sudáfrica, ha sido fruto de los distintos periodos coloniales. Tanto cristianos, en mayor medida, como musulmanes, etc.… han logrado introducir su credo en la idiosincrasia de estos pueblos, adaptándose a la religión tradicional animista que, hasta el día de hoy, sigue jugando un rol importante en estas sociedades.

Sin embargo, en las zonas rurales, las culturas negras autóctonas conservan sus tradiciones en las que, gran parte del modo de vida de estas sociedades gira, aún hoy, en torno a la fe y a la cuestión espiritual, como aparece reflejado en la película cuando Yesterday va a ver al Sangoma porque no se encuentra bien (foto 8). Además, costumbres como la poligamia son comunes, lo que contribuye, en gran medida, a la propagación del virus del VIH en las etnias que la practican.


El problema de la pobreza en las zonas rurales

Sudáfrica se caracteriza por sus extremos de riqueza y pobreza. Entre los pobres, el 95% son de origen africano y el 75% viven en las zonas rurales.

Algunas de las familias más pobres de Sudáfrica están encabezadas por una mujer; otras lo están por una abuela o un niño que, por diversos medios, tratan de mantener a los más pequeños. En las zonas rurales, los hombres suelen ausentarse de sus hogares largos períodos de tiempo en busca de trabajo, lo que hace que aumente, indirectamente, la promiscuidad. Además, existe un elevado número de mujeres que se ven obligadas a ejercer la prostitución como consecuencia de la falta de oportunidades, contribuyendo a la diseminación del virus. De hecho, en la película, a Yesterday le contagia el virus su marido, el cual se había ido a trabajar a una mina de oro en Johannesburgo.


Dependencia económica de las mujeres y lastres culturales machistas

Las mujeres pobres del medio rural de Sudáfrica que viven con el VIH y el SIDA, sufren discriminación en sus relaciones con sus parejas masculinas y dentro de la comunidad, debido a su género, a su condición de seropositivas y a su marginación económica.

La pobreza y el desempleo afectan desproporcionadamente a las mujeres del medio rural en Sudáfrica4

Siguen siendo víctimas de actitudes y prácticas discriminatorias, especialmente por parte de sus parejas masculinas, y en el entorno en el que viven, hay un elevado nivel de violencia sexual y de género 4

Muchas mujeres, a menudo, no pueden protegerse contra la infección por VIH porque tienen miedo de sufrir una reacción violenta si sugieren el uso del preservativo.

La vida de las mujeres sudafricanas del medio rural está marcada por la persistente violencia en sus familias, en sus hogares y en comunidades inseguras y con escasa presencia policial4

La existencia simultánea de dos epidemias, la de VIH y la de la violencia contra las mujeres, ha incrementado el coste de la violencia para las mujeres y las niñas sudafricanas, tanto desde el punto de vista físico como psicológico4


Dificultad en el acceso a la atención sanitaria

A pesar de las mejoras graduales en la respuesta del gobierno a la epidemia de VIH, en Sudáfrica hay cinco millones y medio de personas seropositivas, una de las cifras más elevadas del mundo. La tasa de prevalencia del VIH en adultos se sitúa entorno a un 18%. El 55 por ciento de estas personas son mujeres. Las mujeres sudafricanas menores de 25 años tienen entre tres y cuatro veces más probabilidades de contagio por VIH que los hombres del mismo grupo de edad.

Un tratamiento eficaz para el VIH y el SIDA exige visitas regulares a hospitales y clínicas para recibir tratamiento y atención. Además, necesitan una alimentación diaria adecuada con la que ingerir su medicación. Las mujeres del medio rural que viven con el VIH en circunstancias de pobreza y desempleo se enfrentan a constantes dificultades para tener un acceso regular a la alimentación y, a menudo, no pueden costearse el transporte hasta los centros de salud acreditados para proporcionar tratamiento.

La falta de acceso físico a los centros de tratamiento equivale a la negación del acceso a servicios de atención a la salud, y el gobierno debe asumir más responsabilidad a la hora de garantizar este acceso”4

En esta frase, se muestra claramente la situación vivida por Yesterday cada vez que necesitaba acudir a la clínica. Tenía que caminar largas horas hasta allí y, a pesar de llegar a tiempo, y como consecuencia de las largas colas que había para recibir atención médica, se quedó varias veces sin ser examinada (fotos 9 y 10).

Alrededor de 350000 personas mueren al año en Sudáfrica por esta enfermedad. Teniendo en cuenta que al año, el número de personas que necesitan terapia antirretroviral es de aproximadamente 1,7 millones y que el número estimado de personas que reciben al año esta terapia es de 460000, el porcentaje de cobertura de la terapia antirretroviral se sitúa en un 28% de la población total de infectados. En mujeres embarazadas portadoras del VIH, la cobertura con terapia antirretroviral para prevenir la transmisión vertical se estima que es de un 57%5

En la mayoría de los países, la epidemia del VIH está relacionada con comportamientos de riesgo que exponen a las personas al virus incrementándose así el riesgo de infección. La información sobre los conocimientos acerca del VIH y el nivel y la frecuencia de los comportamientos de riesgo relacionados con la transmisión del VIH es importante para identificar y comprender mejor las poblaciones de mayor riesgo para el VIH así como para evaluar los cambios en el tiempo como resultado de los esfuerzos de prevención.

Muchos programas de prevención se centran en aumentar el conocimiento de la gente acerca de la transmisión sexual, con la esperanza de superar las ideas falsas que pueden estar actuando como impedimento para el cambio hacia comportamientos más seguros. La promoción del sexo seguro es el núcleo de los programas de prevención del VIH y es un paso más para luchar contra la pandemia del VIH. También es necesario adoptar un cambio de mentalidad, haciendo hincapié en que lo que hay que combatir es la enfermedad, no al enfermo, no sólo en países tercermundistas, donde está justificado por las carencias educativas, sino también en el mundo occidental.

Aunque en el Primer Mundo no hay malaria endémica, ni hambre crónica, ni muchas otras enfermedades que matan al día a miles de personas en los países menos favorecidos, sí hay VIH, y aunque suene duro y provocador, gracias a ello, se están investigando a nivel mundial nuevas vacunas y nuevos tratamientos antirretrovirales que dificulten el avance de esta enfermedad. Pero está claro que el acceso a esas nuevas terapias es mucho más difícil para los países con escasos recursos económicos.

Todos sabemos que los laboratorios farmacéuticos no son ONG’s, sino empresas privadas con ganas de generar altos beneficios tras invertir en investigación grandes sumas de capital. Por lo tanto, no seamos hipócritas, si bien es cierto que el precio de los medicamentos debería ser asequible para todo el mundo, los gobiernos de los países desarrollados deberían invertir más en investigación y poder, de esta manera, ayudar a los menos favorecidos, a los que en la mayoría de los casos, de una forma directa o indirecta, hemos contribuido a empobrecer todavía más. Pero también hay que hacer una llamada de atención a muchos gobiernos de países tercermundistas, en los que la pérdida de ideales (si es que alguna vez los tuvieron) y la corrupción, favorecen las desigualdades y dificultan, en gran medida, la posibilidad de desarrollo de los pueblos.


Referencias

  1. UNICEF [Internet]. Sudáfrica. Estadísticas. [actualización 27 de febrero de 2004; citado 20 de octubre de 2009]; [alrededor de 17p.]. Disponible en:http://www.unicef.org/spanish/...
  2. UNESCO Institute for Statistics [Internet]. Quebec: UIS statistics in brief. [citado el 20 de octubre de 2009] ; [alrededor de 4p.]. Disponible en: http://stats.uis.unesco.org/unesco/...
  3. Crouch L, Vinjevold P. Sudáfrica: acceso antes que calidad, y ¿qué hacer ahora? Profesorado. Revista de currículum y formación del profesorado [Internet]. [citado el 20 de octubre de 2009]; 2006;10(1):1-18[18p.]. Disponible en: http://www.ugr.es/local/...
  4. Amnistía Internacional [Internet]. Para los medios. Comunicados de prensa: Sudafrica: las mujeres del medio rural, perdedoras en la respuesta ante el VIH. [18 marzo 2008, citado el 20 de octubre de 2009]; [alrededor de 3p.]. Disponible en: http://www.es.amnesty.org/campanas/...
  5. UNAIDS/WHO Working Group on Global HIV/AIDS and STI Survillance, editors. Epidemiological Fact Sheet on HIV and AIDS. Core data on epidemiology and response. South Africa. 2008 Update [Internet]. Ginebra: UNAIDS/WHO Working Group on Global HIV/AIDS and STI Survillance; 2008 [citado el 20 de octubre de 2009]. Disponible en: http://apps.who.int/globalatlas.../